Descubriendo un Cine X con un ambiente liberal

Lo que a continuación os voy a narrar fue las experiencias que tuve desde que llegue el mismo viernes a Madrid y que tras estar el fin de semana, me marcharía hacia Portugal el lunes temprano. Bueno comienzo con mi andadura… tras llegar a Madrid me dispuse a trabajar, debía de gestionar la documentación que debia de darme los permisos para entrar en las obras en Portugal, tenía que recoger la documentación que me acreditara ordenes de trabajo. Caminaba de aquí para allá cogiendo los transportes urbanos, tomando el metro donde note la afluencia de transeúnte, haciéndome sentir como algunos se me pegaba más de la cuenta… mmm.

No hay línea de metro o autobús que cuando hay hora punta no me haya encontrado con la situación de encontrarme a un capullo, cuyas intenciones no hayan sido pegarse eso sí “disimuladamente”, pues no lo vez venir ya que lo achacamos al número de persona que van en estos transportes. Aprovechando estos para pegarse demasiado, frotándose contra mis nalgas… simulando que es parte del traqueteo del mismo vagón, empujando a modo de agarrarse a alguna parte de mi cuerpo excusándose que lo han empujado.

Muchas veces me echan la culpa por mi manera de vestir pero que queréis que os diga… que tengo que vestir como una monja, salí de Sevilla con vestuario de oficina pues para eso era mi gestión en Madrid. Llevaba camisa blanca vaporosa de Laura Clement, falda recta de piel flexible de color marrón camel de Laura Clement también, ropa interior blanca y medias oscuras de ligas con zapatos de tacón.

Me pasa muy a menudo por lo que no me extraña, noto las miradas de los hombres sin hacer excepciones a edad o raza, pero las miradas no me importan pues para eso dicen que soy bonita y la verdad es que me gusta lucirme. El viernes cuando llegue a Madrid lo primero que hice fue ir al hotel a registrarme y dejar las maletas, continuando con mi apretada agenda hacia el metro y darme cuenta como estaba.

Cuando me subí al vagón no estaba muy lleno pero a medidas que nos fuimos acercando a Moncloa la cosa fue cambiando, note como fui rodeada por varios hombres… junto a mí un señor maduro que no dejaba de mirarme, quizás se fijo en el escote de mi camisa… quien sabe. Note como disimuladamente me tocaban el pecho y tras unos minutos llame la atención a esta persona, haciéndole saber que le denunciaría por acoso pero este se excusaba por empujones. Como para olvidar aquello… saque del interior de mi bolso los auriculares y me puse a escuchar música… Melendi, Enrique Iglesias, Don Omar, etc.

Note nuevamente sus caricias y disimule… no echándole cuenta, comenzando este a fingir que era por causa del movimiento del vagón, yo la verdad a lo mío… mmm. Pero cuando das conformidad para una cosa… es algo malo, pues estos creen que das conformidad para todo, pensando que quizás guste ser manoseada… tampoco esta tan lejos de la verdad… mmm. Pues note no solo una sino hasta dos manos acariciar mis nalgas… mmm, comenzando a calentarme… sentí como me magreaban mis glúteos, como llegaron a introducir sus manos bajo mi falda… mmm. Como uno de ellos se me restregó de manera que sobre mi muslo note su miembro… mmm, mientras el otro había introducido sus dedos entre el elástico de mis braguitas y mis nalgas… mmm.

Continúe callada… continúe fingiendo mientras escuchaba música… ooohhh, llego incluso uno de ellos a introducirme en sus juegos al tomarme de la mano y hacerme acariciarle su duro miembro. Mire a nuestro alrededor y solo dos chicos estaban absorto en lo que ocurrían, mientras los demás ni se dieron cuenta… mmm (joder, menos mal), continuo el mas mayor en magrear mis senos… legando a ser más que descarado… ooohhh. Mientras el otro que por el rabillo del ojo pude comprobar que era mas joven, no dejaba de magrear mis nalgas y a esas alturas tenía ya sus dedos dentro de mi orificio vaginal… ooohhh.

Cuando escuche mí parada… me moví hacia la puerta al tiempo que simuladamente ponía bien mi ropa, mientras estos me miraban con extrañeza. Realice mis gestiones totalmente caliente y con ganas de saborear una buena polla o ser follada, sin importarme quien coño me diera… mmm.

Tras almorzar quede con un conocido… Carlos, un chico de ascendencia cubana que nos conocemos desde hace un par de años y que como relaciones publica que es, me lleva a locales con mucha marcha o nuevos… mmm, recordando con gran placer cuando hace unos años me llevo a un local clandestino de Madrid de sexo… mmm (coño, pues fue la ostia). Bueno continúo, tras despedirme asegurándome que estaba destrozada del día… cosa que no fue así, pero ya tenía otros compromisos y en estos no podía entrar el, pues era con una pareja para hacer un trió.

Sigo… quede con Carlos para vernos el sábado para almorzar pues luego me llevaría a un local que supuestamente me encantaría, no os voy a decir cual es… no es mi propósito hacer publicidad de él, pero si os puedo mentar que está en la calle Doctor Esquerdo nº.67. Este local es un local de ambiente liberal especialmente diseñado para trío, pero como ambiente liberal está abierto a todo tipo de sexo… mmm. Tras pagar por entrar 25€ y eso que éramos pareja, me hicieron saber que tenía derecho a 2 consumiciones y a la utilización completa de todas las instalaciones, dándome unas toallas, sabana y unas chanclas. Me informo mi amigo que dicho local está abierto de lunes a domingo a partir de las 16:30 horas hasta la madrugada, motivo por el cual habíamos quedado para almorzar.

Me informo que si entraba yo sola no me costaría nada y encima me daban consumición gratis, no en cambio para los chicos ya que para estos es mucho más caro. Con una azafata que nos enseño aquello nos conto que para los chicos cuentan con un pasillo “francés” bastante largo (8 metros de largo) con más de 20 Glory holes con vistas a unos divanes, donde los chicos puede participar a través de los agujeros con las parejas sí están lo desean. Nos informo que disponemos también de un cuarto oscuro y dos reservados, uno de ellos completamente privado destinado a parejas principalmente.

Acabando por adentrarnos en una sala que no era otra cosa que un cine X, cuya apertura solo son los sábados por la tarde y que proyectan películas X en una pantalla gigante… mmm, sentí en aquellos momentos como me humedecía… uuummm. Quedándonos allí finalmente y tras adentrarnos en el cine me hizo recordar aquel que hasta marzo del presente año me ha dado muchas experiencias… mmm, como aquella vez que fui también acompaña de un conocido. Fue mi primera vez que no iba sola y quizás fuera las coincidencias, pero fueron afortunadas pues una vez dentro de la sala extrañada me encontré en su interior a tres parejas (hombre y mujer) entre tantos hombres solos, estas buscaban el morbo… el placer de verse observados mientras se liaban… mmm.

Aun recuerdo como ese día y por expreso deseo de mi pareja, aparecí con un vestido corto, ropa interior y zapatos. Desde que entramos y nos sentamos, mi pareja no dejaba de magrearme sobre todo mis senos mientras yo observaba a otra pareja… mmm, cuya situación estaban al final de nuestra fila… mmm. Observaba como el chico metía mano a la chica… observaba como su mano estaba entre las piernas y por la expresión de ella… mmm, la estaba masturbando.

Saque la polla de mi acompañante fuera y comencé a masturbarlo más llevada por la excitación de ver las pollas erectas de aquellos desconocidos, algunas eran enormes… ooohhh. Mi acompañante estaba disfrutando y aun mas cuando llamo mi atención a modo de hacerme mirar hacia atrás, quizás fuera el ambiente o era debido a la excitación, pues cuando mire hacia atrás había un maduro con su polla en mano… mmm.

Me quede mirando mientras masturbaba a mi acompañante… momento en que ese hombre maduro llamo mi atención… uuummm, tras tocarme el hombro… mire hacia atrás nuevamente y con descaro la mire, estaba humedecida dada su excitación y olía muy bien… mmm. Mi acompañante me sugirió cogérsela y no me hizo falta que me lo dijera dos veces, alargue la mano y se sujete su tronco… ooohhh, comenzando a pajearle muy lentamente… esta mediría unos cinco centímetro más que la de mi acompañante… ooohhh.

Creo recordar que éramos la expectación en esos momentos e incluso la otra pareja estaban más atento a nosotros que otra cosa, recuerdo que la chica estaba masturbando al chico al tiempo que el chico le hacia un dedo con una mano y con la otra le magreaba un seno… aaahhh. Deje la polla de ese hombre maduro y me dedique a la de mi acompañante… masturbándolo al tiempo que besaba y lamia su glande… uuummm, mi acompañante en un arrebato de excitación se levanto y tras arrodillarse entre mis piernas separándolas… comenzó a lamer mi ingle… ooohhh. Su lengua recorría toda mi ingle… chupando y lamiendo desde mi vulva hasta mis labios vaginales… aaahhh, extenuada por el placer volví a mirar a la otra pareja los cuales estaban follando allí mismo… mmm.

Recuerdo como me vi rodeada de extraños… mmm, donde sus manos comenzaron a acariciarme desde los muslos hasta el rostro… ooohhh, magreándome los senos e incluso algunos más valiente colocaba su miembro delante de mi boca… aaahhh. Ofrecimiento que aproveche… comenzando a chupar ese miembro… mmm, mientras que disfrutaba de mi coñito… ooohhh.

No sé cuanto duro… pero mi acompañante tras incorporarse y ponerse de pie, me indico que me diera la vuelta de modo que quedar dándole la espalda… arrodillada sobre el asiento y eso hice. Sentí como su glande se alojaba en mi ardiente cueva y comenzaba a penetrarme… ooohhh, mientras yo continuaba saboreando aquellos miembros… aaahhh.

Recuerdo como la otra pareja estaban disfrutando de lo lindo… pues mientras su chico estaba sentado ella estaba encima cabalgando… desnuda, ya poco le importaban como estaban y la verdad es que esa que se le veía tan cortada, ahora la vi siendo penetrada al mismo tiempo por delante al tiempo que tragaba otra… mmm. Yo continuaba siendo penetrada por mi acompañante mientras disfrutaba de aquellas pollas al tiempo que estaba siendo acariciada por algunos más… uuummm. Mi acompañante dejo de penetrarme dejando sitio para que un nuevo amante me penetrara… aaahhh, comenzando a embestirme con delicadeza sin prisa y proporcionándome un gran placer… aaahhh. Al poco me bajaron el vestido y el sujetador… dejando mis senos al aire, moviéndose como campanas al ritmo de las penetraciones… mientras me lo magreaban, disfrutando de aquella hermosa y enorme polla… aaahhh.

No recuerdo bien el momento en que se me ocurrió mientras era follada acercarme a la pareja, la chica en esos momentos estaba dedicada a comer miembros de desconocido, mientras su chico me ofrecía las nalgas de su chica… mmm. Comencé a morder aquellas nalgas… deslizar mi lengua entre sus glúteos e incluso comenzar a chupar aquel orificio… mmm, degustando el sabor mezclado de los jugos de ella con alguna corrida… aaahhh. Mientras yo era perforada por ambos orificios… ooohhh, corriéndose estos sobre mi espalda o nalgas y otros ocupar su lugar, hasta que dijimos basta… pues ambas estábamos agotadas. Demostrándole a esta el amor que puedo proporcionar a una amiga, cuando comencé a besarla y esta se dejo… entrecruzamos nuestras lenguas al tiempo que nos acariciamos… mmm.

Bueno dejo aquel recuerdo apartado una vez más como una anecdota y vuelvo al ahora, vuelvo a la realidad del hoy que no es lo que me ocurrio en ese local. Sigo… volviendo a este local que los sabados se convierte en una gran sala de proyección de peliculas X, donde una pantalla gigante insonoriza los gemidos que emitimos y que no tampoco me pude quejar, pues hasta la madrugada estuvimos proporcionando placer y al mismo tiempo me lo proporcionaban… mmm.

Las caricias dejaron paso a mi desnudes poco a poco hasta dejarme con solo mis braguitas, jugueteo con ambos orificios dejándome empapada y preparada para ser follada. Tras sacar su polla y disfrutar de ella hasta dejarla dura, me senté sobre ella y comencé a botar… momento en que se puso delante el primer desconocido… mmm. Como para olvidar pues este fue un chico negro con un pedazo de herramienta… aaahhh, mi amigo me sujetaba por mis nalgas a modo de agarrarme bien y penetrarme… aaahhh, haciéndome notar lo dura y erecta que la tenia… ooohhh. Llegando momentos en que me soltaba y tras colocar su mano en mi nuca… mmm, me obligaba a tragarme más aquel pedazo de engendro… ooohhh.

Cambiando de posición más por el cansancio que por la satisfacción y colocándome a cuatro patas sobre el asiento, aplastándose mis senos al respaldar y ser penetrada ahora desde atrás por mi orificio vaginal, mientras continuaba disfrutando de algunos miembros… mmm. Hasta que el muy cabron se vino dentro… cosa que fue impedimento para que otros me penetraran… aaahhh, sintiéndola más grande y este me embestía violentamente hasta que a los pocos minutos se descargo… mmm, eso si encima de mis glúteos y un nuevo amante me penetro… ooohhh.

Descansamos en el cuarto oscuro… bueno eso más que descansar era más bien descargaban… mmm, cuando nos acercamos a los divanes ya con un nuevo amigo pues para esos momentos Carlos necesitaba un Red Bull. Comenzaron a salir pollas a través de aquellos agujeros en la pared, no pudiéndome resistir a aquellos que eran de color oscuro… mmm, cuyas venas reclamaban mi atención y sus enormes huevos… vaciarse… ooohhh. Cuando salimos de aquel local de madrugada no podía con mi cuerpo, me dolía todo y creo que salí hasta sin ropa interior mas por no saber ni donde la coloque. Bueno mis querid@ hasta aquí llego mi confesión… me despido hasta otra, pero eso sí… sí deseáis saber más de mí, os invito a pasaros por mi blogs desfasado personal:

Leave a Reply

*