El trabajo de mi cuñada

Era una tarde del final del largo invierno, estabamos la familia reunida celebrando el cumpleaños de mi cuñado, en su casa, lo estabamos pasando bien, bebiendo cava y comiendo ricos pasteles, la conversación era animada, los ocho adultos, estabamos riendo de las tonterias que hacia nuestro sobrino mas pequeño, sus cuatro primos lo miraban y no entendian de que nos reiamos.

Aunque la fiesta era animada, no se podia comparar a las que celebramos años atrás, todos estabamos apesadumbrados, por la situación economica, aunque sin dejarnos deprimir, la losa del desempleo, pesaba en varias de nuestras familas.

El rayo de esperanza surgio, cuando nuestra cuñada Ana, la esposa del que celebraba su cumpleaños, nos anuncio, que habia superado dos etapas de selección de personal, para volver a trabajar, de secretaria de direccion, solo le quedaban dos etapas mas para poder acceder al trabajo.

Todos nos alegramos mucho, ya que hacia dos años que le habian despedido, nos conto que el unico inconveniente, que si era aceptada, tendria que trabajar en un pueblo a 150 Km, de nuestra ciudad, en las montañas, Fer que asi se llama su marido, con una falsa sonrisa, nos dijo, asi descansare un poco, ja ja., ella le dio un codazo y se pusieron a reir.

Le preguntamos que cuando sabria si la iban a aceptar, nos comento que la proxima prueba seria el proximo miercoles, por la tarde en la fabrica, que estaba nerviosa, por como llegar, ya que la combinación de transporte publico, era muy complicada, con tren y luego autobus, despues de casi tres horas, llegar y dar buena impresión, la estaba estresando.

Sin mas le dije, ya que yo tambien estoy desempleado, si quieres te acompaño, y te ahorras una hora, ademas no tenia nada mejor que hacer, se le ilumino la cara , ella y Fer me lo agradecieron.

Al poco rato, ya era tarde , nos depedimos, Ana me comento que si podia pasar a recogerla a las 16h., tenia la entrevista a las 18,30, parece ser que no querian que hubiera personal de trabajo, en la fabrica solo el imprescindible, me parecio raro pero le dije aquí estare.

Salimos a la calle, ya era noche cerrada, hacia mucho frio, Marta, es mi mujer me agradecio que ayudara a la mujer de su hermano, fuimos corriendo hasta la entrada del metro, hacia mucho frio, donde estaba la primavera.

……………………………………………

Era miercoles, estaba comiendo en casa, viendo las noticias, la prevision del tiempo era muy mala, se anunciaban posibles nevadas, en la zona donde tenia que llevar a mi cuñada, continuaba haciendo mucho frio.

Me puse una camisa, y un pantalon vaquero, un jersey grueso, y el anorak de esqui.y me dirigi a casa de mis cuñados.

Aparque casi en la puerta, baje y llame al intercomunicador, solo me contesto, ya bajo, mientras me dirigia al coche, pense suerte que era yo, si no vaya planchazo, volvi al calor de la calefacción del coche, cuando la vi salir del portal, toque el claxon, me saludo, y vino hacia mi.

Cuando abrio la puerta, se quito el abrigo, se quedo con un vestido negro, de manga larga por encima de las rodillas, con unas medias oscuras, sin ser opacas y unos zapatos de medio tacon.

Ana no era un bellezon, aunque estaba rondando los cuarenta, se mantenia muy bien, no habia tenido hijos, y tenia una buena figura, era morena de piel acituna, llevaba el cabello hasta los hombros, y aunque la habia visto en biquini, nunca me parecio nada del otro mundo, era bastante tradicional en la forma de vestir, quizas hoy, seria la vez que me gusto mas.

En marcha, los primeros 100 Km, eran por autopista, asi que se hicieron cortos, durante este trayecto, me explico que era muy necesario la obtencion de este trabajo, ya que le finalizaba, el subsidio de desempleo, y con lo que ganaba Fer, iban muy justos para atender todos los pagos.

Justo al salir de la autopista, la lluvia se fue intensificando, y tube que bajar la velocidad mucho, pero aun asi, llegamos a las 18, 15 h, a la fabrica, que estaba situada en un poligono industrial, que practicamente ocupaba en su totalidad, vimos como salian algunos trabajadores.

A los cinco minutos, aparco un coche al lado nuestro, bajo, una chica, alta ,morena con una minifalda, muy corta y unos tacones muy altos, se dirigio a la garita de la entrada, le dieron un pase y la hiciron subir en una especie de carrito de golf, pero mas grande, entonces Ana se bajo, le dije que la esparaba en el bar que se divisaba desde el coche, ella asintio, mientras llegaba a la puerta, aparecieron tres chicas mas del tipo a la que habiamos visto entrar, se formo una pequeña fila en la garita, las identificaron y subieron en el carrito, finalmente llegaron dos chicas mas, hicieron el proceso y el carrito arranco.

Me puse el anorak, y sali hacia el bar, al entrar vi que la mayoria de clientes eran trabajadores de la fabrica, estaban comentando el mal tiempo que hacia, y que la previsión de nevada, esta vez se iba a cumplir, pedi un café en la barra, a mi derecha habia un grupo que parecia por encima de los demas, ya que estos llevaban traje, y no el uniforme que llevabanlos demas, sin querer escuche la conversacion que mentenian.

A ver que secretaria se busca D. Armand, mira que le gustan putas, esta ultima le tenia que enmendar todas las ordenes, mira que era ineficiente, si pero que buena estaba, y mas comentarios como estos.

Asi entendi, el atuendo del resto de candidatas, y comprendi que por desgracia, mi cuñada o cambiaba o tenia muy pocas oportunidades de triunfar, estaba pensando en esto, cuando se armo un alborozo al ver los primeros copos de nieve, yo me empece a preocupar por la vuelta a casa.

Media hora mas tarde recibi un mensaje de Ana, que ya salia, pague el café y me abrigue y sali para el cohe corriendo, hacia mas frio, quien dice que cuando nieva no hace frio?. Arranque el motor y puse la calefaccion al maximo, vi salir a mi cuñada, cuando la nieve empezaba a cuajar, se subio en el coche, con mala cara me dijo, has visto a esas Barbies, vestidas de busconas, pues es con ellas con las que tengo que competir, al pricipio la anime, mientras que entramos en la carretera que estaba muy deslizante, y ya habia anochecido, me concentre en conducir, ella tampoco tenia muchas ganas de hablar, asi que yo a lo mio, hasta que a 25Km. Nos detuvo la policia, y nos indico que la carretera estaba cerrada al trafico, que habia un accidente entre dos camiones y la quitanieves no podia pasar, asi que la unica opccion era parar en el aparcamiento de un hotel de carretera y esperar que se arreglara todo, aunque no creian que fuera posible hasta la mañana siguiente.

Entre el coche en el aparcamiento, donde no cabia ni un alfiler, y nos bajamos, entramos en un bullicioso salon, donde decenas de personas estaban en la misma situación que nosotros, a Ana se le habian mojado los pies, del camino desde el coche hasta el hotel, y estaba temblando de frio, nos dirigimos a recepcion y preguntamos si tenian habitaciones, solo les quedaba una,la tomamos, le di mi tarjeta de credito para imprevistos, y nos dio una tarjeta con el numero de habitación, dijo que los ascensores, las televisiones y los secadores de pelo de las habitaciones, que no funcionaban, ya que la enregia electrica la producia un generador y la daban la prioridad a la calefaccion, lo entendimos, mientras otra pareja detras nuestro estaba preguntando por una habitacion, a lo que el recepcionista dijo que ya estaba todo completo.

Que te parece si comemos algo primero y luego subimos a la habitación , como tu quieras fue la respuesta. Nos acercamos a la barra para pedir unos bocadillos, y solo tenian sandwitches de pan de molde, asi que nos pedimos dos de jamon y queso, y yo un refreco y Ana una botella de agua.

Ana cada vez temblaba mas de frio, de los pies se le habia extendido por todo el cuerpo, el camarero que nos servia, aparecio con un brebaje humeante en un vaso de tubo, y le dijo a Ana, señora tomese esto que le hara entrar en calor, se lo acerco a los labios, le dio un sorbo, pero el camarero le ordeno, de un trago, a lo sumo dos, si no, no hace efecto, y le obedecio, le dimos las gracias y subimos dos pisos hasta llegar a la habitacion, Ana entro en el lavabo y llamo a Fer, para explicarle la situación, yo hice lo propio con Marta.

Escuche como caia el agua de la ducha y al rato apareció Ana tapada solo con la toalla de baño, que no es que fuera muy grande pero la tapaba desde el pecho hasta medio muslo.

Yo habia visto a Ana muchas veces en bikini, en la playa, pero nunca me habia fijado, en lo buena que esta, hasta ahora, a pesar de sus 38 años, esta maciza, no es muy alta, tez morena con ojos color miel y el pelo negro ensortijado, y ahi solo tapada con la toalla, me estaba produciendo una reaccion, que empezaba a sentirla en la entrepierna, asi que sin mas le dije, te voy a imitar, me voy a dar una ducha.

Ana me detubo, para decirme que solo habia esa toalla de baño, no te procupes, me secare con la pequeña, respondi, asi que me meti en el baño, abri el grifo del agua caliente, y me meti debajo del agua, como no podia quitarme de la cabeza a Ana, me hice una paja, cuando acabe, me puse el boxer y el pantalon ysin camisa, sali a la habitacion, hacia mucha calor, vi que el termostato estaba al maximo, lo baje pero sin esperanza, parecia que el mecanismo estaba roto.

Ana estaba sentada en la cama mirando el movil, y le comente lo del termostato, a lo que respodio, que todavia tenia un poco e frio, alzo un pie y dijo -toca- se lo toque y lo tenia muy frio, ella no se percato que se le habia abierto la toalla y me ofrecia una vista de toda su pierna hasta la cintura, por lo que vi que no llevaba bragas, como me estava volviendo a excitar, me puse la camisa y dije, me voy a recepcion a ver si hay manera de arreglar esto, si bajas me puedes traer otro brebaje para entrar en calor, claro le dije, y sali de alli rapidamente, baje los dos pisos, en recepcion me confirmaron que el termostato estaba estropeado, y por eso no habian ocupado la habitacion antes, me diriji a la barra del bar, que estaba cada vez mas lleno, cosa que hizo felicitarme por haber cogido la habitación, busque al camarero que nos habia servido antes y le pedi otro brebaje, el sonriendo dijo marchando.

A los dos minutos, aparecio con el vaso, tapado con un plato para que no se enfrie, le pregunte que era esa bebida, me contesto cognac caliente, leche, y una hierba afrodisiaca, de la zona, le di las gracias, le pague, y subi, antes que se enfriara.

Llegue ante la puerta de la habitación, llame con los nudillos, Ana me abrio, al entrar note que estaba un poco achispada, le ofreci el vaso, mientras le explicaba que estaba roto el termostato

instintivamnte me quite la camisa y me asome a la ventana, exclame ostras, el coche esta totalmente cubierto de nieve, Ana se levato rapidamente, casi se le cae la toalla, con el vaso en la mano, pero la detuvo a la altura de las pezones, se puso delante de mi, apoyando su culo en mi paquete, que no paraba de crecer, como pude me ladee, con la iluminacion de los faros de un coche que entraba en el aparcamiento, pudimos ver los dos, que una montaña de nieve era mi coche

Me sente en la silla que habia a los pies de la cama, Ana se sento otra vez en la cama, y bebio el segundo sorbo de brevaje acabandolo, dijo esto me esta gustando.

Era raro Ana no bebia, en las fiestas a lo sumo una copa de cava para brindar, siempre tomaba agua, ni refrescos tan siquiera, mira por donde le esta gustando la bebida nacional de este hotelucho.

Me saco de estos pensamientos, Su voz, diciendome, tu crees que puedo competir con esas chicas,respondi, siceramente creo que depende de ti, y le explique el comentario que habia oido en el bar mientras la esperaba, se levanto de la cama como si llevara un resorte, y al querer ir hacia el lavabo la toalla se le engancho en el tocador que estaba al lado de la cama, quedandose desnuda, solo se le ocurio decir, nada a la imaginacion.

Pude ver sus tetas que aunque no grandes se veian muy firmes, su culo bien formado, redondito, y su zona pubica sin pelo alguno, eso ya no lo pude remediar, me produjo una gran ereccion.

No se si fue causa de las bebidas consumidas, pero se giro hacia el labavo sin hacer el menor ademan de colocarse la toalla, escuche como corria el agua de lavamanos, y al rato salio con la cara un poco humeda, se planto delante mio, y me dijo, de verdad crees que puedo competir con esas?.

Si te vieran como yo te estoy viendo, no hay ninguna duda que si, estas muy buena,,,

ella sonrio, se acerco a mi, y poniendome la mano en la polla, que ya estaba erecta dijo, veo que no mientes, se acerco y me beso en la boca, metio diestramente la mano dentro de mis calzoncillos y empezo a acariarme, suerte que me habia hecho una paja, si no, ya me hubiera corrido.

Sin mas le empece a masajear las tetas, notaba sus grandes pezones ponerse duros, ella me desabrocho los pantalones y de un solo tiron, me los bajo, junto los calzoncillos, quede desnudo delante suyo, me miro y dijo, vaya, es mas grande que la de Fer, se agacho y empezo a mamarmela, con una cadencia perfecta estaba en la gloria ademas , cuando note que estaba a punto de no retorno, la levante, la empuje sobre la cama, y empeze a besarle el coño, totalmente depilado, hasta llegar a su clitoris, donde puse especial atencion, ella emepezaba a jadear, asi que le introduje mi lengua hasta lo mas profundo, que podia, ella ya gritaba que no parase, entonces me recline sobre ella y de un solo golpele introduje mi polla en su cueva del placer, nos corrimos los dos a la vez.

Quedamos abrazados, a fuera, continuaba nevando, ella de repente se dio cuenta de lo que habia sucedido, de puso colorada y me pidio perdon avergonzada, no sabia lo que le habia pasado, le quite importancia apelando a que queria reafirmarse delante de sus competidoras, y le jure que nadie sabria jamas lo que habia sucedido, aunque le deje claro que me habia gustado muchisimo, ella acabo reconociendo que tambien le habia gustado mucho, nos quedamos dormidos abrazados y desnudos, por la mañana, nos desperto la luz del dia, continuaba nevando, ella me dio un beso, yo le correpondi, tomo mi polla en su mano e inico una paja , cuando la tenia dura, se puso sobre mi y empezo a empalarse, se fue entando toda la polla , y me cavalgo, aguante lo que pude, ella empezo a gritar y entonces me deje ir volvimos a tener un orgasmo, se levanto y entro rapido en el lavabo, escuhe como corria el agua de la ducha, me levante y entre con ella, jugueteamos como dos adolecentes, se me volvio a pone dura, y ella me hizo una mamada, acabe en su boca, y para mi extrañeza, se trago toda la leche. Nos secamos , nos vestimos, y bajamos a desayunar, antes de entrar al concurrido comedor, vimos a un policia, y le preguntamos cuales eran las espectativas nos informo, que eran muy complicado, que pudieran abrir la carretera, si no paraba de nevar los camiones accidentados continuaban bloqueando la carretera y todos los equipos de rescate se dedicaban a auxiliar a los posibles viajeros, atrapados en sus vehiculos.

Le agrdecimos la informacion y entramos en el comedor, era una sala bulliciosa de gente que habia pasado la noche de forma incomoda, al fondo vi a una de las chicas de la entrvista, a su lado un señor bien vestido, pero con cara de pocos amigos, era el Sr, Armand. Me comento Ana, la tome del brazo, y la lleve a un rincon, volvamos a la habitacion, le dije, una vez alli, le sugeri que se maquillara, quitate el sujetador, subete un poco mas la falda, desabrochate otro boton de la blusa, ahora ya puedes competir con esas Barbis, volvamos a bajar, se cariñosa con el Sr Armand y ofrecele que se duche en nuestra habitacion, llega hasta donde quieras con el, no te cortes, si necesitas el trabajo.

Ella se puso colorada y asintio, bajamos ota vez al comedor, preguntamos, si podiamos comer algo, solo quedaban madalenas asi que pedimosa dos para cada uno, yo un café, y ella un brebaje de la tierra para entrar en calor, se lo tomo de un sorbo despues de haberse comido las madalenas, luego la empuje un poquito, para que acercara al Sr Armand. Al final se levanto y se dirigio hacia el.

Buenos dias, se acuerda de mi Sr. Armand. El la miro con un poco de extrañeza, penso, a si, era la que seguro estaba desacartada de la selección de ayer, pero ahora se vehia diferente mucho mas interesante, como no habia caido en esas tetas, pues de piernas tampoco anda mal, pero seguro que sera una estrecha. Si, Ana creo, respondio.

Ha pasado aquí la noche?

Si

Quiere ducharse,? yo tengo una habitacion.

No sera molestia?

Para nada, acompañeme.

Se alejaron rumbo a las escalares mientras la otra chica se quedaba con una cara de pocos amigos.

Me quede en la barra, tomando un café y a la media hora, mas o menos se armo un revuelo en el comedor, por fin habian despejado la carretera, espere otra hora mas, cuando vi salir al Sr Armand, subi apresuradamente las escaleras y me encontre con Ana cerrando la puerta, le conte la noticia y se alegro mucho.

Devolvimos la llave quitamos la nieve que se habia depositado sobre le coche y nos dirigimos a nuestras casas sin comentar nada de lo sucedido en el hotel.

………………………………………………………..

En la comida de navidad me entere que Ana habia obtenido el trabajo, en verano se habia mudado entre semana al pueblo donde estaba la fabrica, la vi cambiada, vestia mucho mas juvenil y se le notaba feliz.

Leave a Reply

*